¿Quieres aprender a programar? Empieza por Python

Miniatura

El mundo del desarrollo web no es para nada sencillo. Hay mucha información en internet, y muchos Gurús del ruido defienden con todas sus fuerzas ciertas prácticas. ¿Por donde empezar a programar? ¿Cómo hago una tienda? ¿Por donde puedo aprender a realizar mi web?

Lo básico, el ABC de cualquier diseñador web que se precie es el HTML5 y CSS3. Si luego vas adquiriendo experiencia podrás especializarte aprendiendo SASS e instalar algún plugin de JQuery. Sin conocer estas herramientas, no serás capaz de hacer realmente nada serio. No hablo de que te suenen, sino pasar por el largo camino de dominarlas hasta que sean parte de ti. Para ello deberás adquirir experiencia por medio de la práctica y la curiosidad diaria.

Cuando salgas del parvulario anterior, ya te tocará enfrentarte al mundo real. Al duro código. Esas feas ventanas negras con textos en un dialecto cerrado. En este momento serán un ninja en el Frontend, la parte visual, pero tus páginas seguirán siendo igual de estáticas. Muy bonitas pero huecas por dentro. Toca aprender a programar.

¿Qué lenguaje es el mejor? ¿Cual me permite hacer más cosas? ¿Qué piden las empresas? ¿De verdad es necesario? ¿Hasta donde puedo llegar?

Como dice el creador de C++, un lenguaje de programación muy utilizado, solo hay dos tipos de lenguajes: los que nadie usa y los que se queja la gente. Y el que menos se queja la gente es Python.

No existe ni el mejor ni el peor, sino el que mantiene el equilibrio entre el rendimiento y la productividad. Python es sin duda uno de ellos. Te permite construir desde microsistemas para el IOT, internet de las cosas, hasta una IA capaz de conducir un coche. Con este lenguaje se realizan videojuegos, de la mano de Pygame, se programa para la Raspberry Pi, análisis del Big Data, cálculos científicos, robótica… Un amigo me dijo una vez que para demostrar si algo valía la pena tenía que encontrar 3 empresas que lo usaran. Pues: Youtube, Dropbox, NASA, Yahoo, Pixar y Google. Te he dicho 6. Y no pequeñas.

Lo más maravilloso de Python es su sintaxis. Es todo más lógico e intuitivo. Hace sencillo lo que siempre ha sido complicado. Con unas pocas líneas de código consigues tus objetivos, pudiendo dedicar el tiempo que te sobra a otras labores. La comunidad no se detiene. Construyen bibliotecas, o plugins, para aumentar su funcionalidad. ¡Todo de forma gratuita y desinteresada! Python no depende de ninguna compañía. Es más que gratis: libre. Por lo que siempre podrás utilizarlo. Desde un proyecto como hobby hasta comercializar un software.

En web existen 3 grandes para realizar backend: Laravel, Ruby on Rails y Django. Este último esta realizado en Python. Y si te cansas, no pasa nada, tienes otros Frameworks como Pyramid o Flask. No solo es potente y completo, sino que posee una curva de aprendizaje suave. Perfecto para que cualquier alumno quiera aprender a programar en web.

Resolviendo las dudas anteriores.

¿Qué lenguaje es el mejor? Para web hay muchos y muy buenos, y Python esta entre ellos.

¿Cual me permite hacer más cosas? Python es de los más completos. No hay aparato que no funcione.

¿Qué piden las empresas? Depende del país donde te encuentres. Pero Python es de los mejores pagados.

¿De verdad es necesario? Si quieres realizar páginas dinámicas o que tengan una base de datos, sí.

¿Hasta donde puedo llegar? No creo que exista un límite técnico. Webs, Apps, Aplicaciones de escritorio, robótica, automatizaciones… Depende del tiempo que tengas.

Nos vemos pronto.

Andros Fenollosa Hurtado

Deja tu comentario: