No digas Hacker cuando quieres decir Cracker

Miniatura

Hay una confusión general a la hora de referirse a un pirata informático. Cualquier persona que se dedica a agujerear una barrera de seguridad cibernética se le denomina Hacker. Pero esto es erróneo. Un Hacker tiene ética, un propósito humanista. Mientras que un Cracker se dedica a romper y destruir con un ánimo de lucro.

Entonces podemos decir que un Hacker es una persona que se dedica a encontrar una deficiencia de seguridad, pero solo con la intención de informar al propietario. Aunque no lo parezca, ¡existe gente así en este mundo! Muchas de estas personas acaban siendo contratadas por la empresa para ser su jefe de seguridad. Toda gran empresa tiene un gran Hacker.

Pero un Hacker va más allá. Tienen diferentes niveles de especialización, e incluso pueden seguir los 6 dogmas de Hackerethic.org:

  1. El acceso a los computadores debe ser ilimitado y total.
  2. Toda información debería ser libre.
  3. Es necesario promover la descentralización y desconfiar de las autoridades.
  4. Los Hackers deberían ser juzgados por su labor y no por cosas como su raza, edad o posición social.
  5. Se puede crear arte y belleza en un computador.
  6. Las computadoras pueden cambiar tu vida para mejor.

Una labor de lo más encomiable.

Por otro lado tenemos los Crackers, que son en realidad las personas que nos solemos referir al llamar alguien Hacker. Los que tememos y echamos la culpa cuando el ordenador no va como toca. Esta gente solo quiere sacar un provecho de algún agujero de seguridad. Juegan a la extorsión. Obtienen información sensible y luego amenazan con publicarla, o borrarla, si no se paga una suma de dinero. También hay los que se dedican a piratear software, los que inyectan publicidad (spam), crean virus, se cuelan en la Intranet  de una empresa (red interna), etc. Son personas austeras y solitarias. Trabajan entre los más oscuros rincones de la red. Muchos de ellos están especializados y se pueden contratar para ciertos servicios. Son ciberdelincuentes.

Espero que después de este artículo seáis mucho más cuidadoso al acusar a alguien de Hacker. Y si os pica la curiosidad, podéis apuntaros a nuestro master de Programación Web, donde os enseñaré algunas medidas para luchar en la infinita guerra contra los Crackers.


¡No olvidéis dejar un comentario!

Andros Fenollosa Hurtado

Deja tu comentario: