La figura del Personal Shopper

Miniatura

 

La persona que acompaña y asesora a los clientes cuando se van de compras, les indica que es lo que mejor les sienta y los colores que más les favorecen.

Esta profesión nació en la década de los 80 en Nueva York, con el fin de atender las necesidades de clientes exclusivos. Por falta de tiempo, de gusto o simplemente por que detestaban ir de compras, algunas personas con poder adquisitivo solicitaban los servicios del personal shopper para que éste les comprase la ropa, seleccionando las mejores tiendas de la ciudad, y que además les ayudase en la decoración de la casa y les informase de las últimas tendencias. Esta profesión llega a España hace ya algunos años pero es ahora cuando parece que se ha asentando, cuando se le da importancia, viéndose como una profesión de futuro. Firmas de moda, boutiques, hoteles, centros comerciales y webs del sector ya cuentan con este servicio para asesorar a sus clientes.

Es esencial la formación del personal shopper, debe estar al día de las últimas tendencias de la temporada, los colores que se llevan, así como conocer y estudiar lo que mejor les sienta a cada persona dependiendo de su figura y estilo. Debe tener conocimientos de historia de la moda, de morfología corporal, de estética – imagen (peluquería y maquillaje), de protocolo en el vestir…

Para darse un lujo o para cubrir una necesidad, cuando se contratan los servicios de un personal shopper siempre se ahorra tiempo y dinero. Te aconsejarán acerca de los colores y prendas que mejor te sientan para potenciar tu silueta corporal y tu belleza.

Si te interesa conocer esta profesión y formarte para poder trabajar de ello, realiza en Idecrea nuestro curso de Personal Shopper.

Por Sonia Vilar
Estilista, organización de eventos de moda, consultora de tendencias y de diseñadores, y personal shopper.

 

María Usán

Deja tu comentario: